Un paseo subterráneo por Berlín - Turismo Berlín

Un paseo subterráneo por Berlín

Berlín tiene mucho que ofrecer al turista. Se trata de una ciudad con múltiples atractivos y con una buena oferta de ocio. Así, por ejemplo, en la estación del metro Berlin-Alexanderplatz, se pude conocer el Berlín más subterráneo.

En las vías de esta estación, existe  un vehículo que no se parece a los típicos trenes del metro de Berlí. Todo ello debido a que adelante y atrás se puede ver  una locomotora roja y  tres grandes vagones descubiertos en los que se encuentran montados asientos. No hay techo y e incluso los costados permanecen abiertos. La prestigiosa empresa de transportes BVG promociona el viaje con el llamado Metro Cabrio.

Metro Cabrio, una atracción turística de Berín

El Metro Cabrio funciona desde mayo hasta mitad de octubre en la noche del viernes al sábado. El primer viaje arranca a las 19:00 horas y el segundo parte a las 22:30 horas. El precio es de 50 euros para adultos y los Los niños menores de 14 años deben contar con una entrada de  35 euros. Se recomienda reservar  anticipadamente (www.bvg.de).

Durante 120 minutos, este singular convoy turístico subterráneo viajará por los subterráneos de la capital germana.  Antes de salir,  los pasajeros reciben un casco y auriculares, así como de unas instrucciones de seguridad como no levantarse jamás del asiento.

La iluminación en los túneles ha sido encendida ex professo para el Metro Cabrio para ver mucho mejor. Durante el viaje, se pueden ver  las diferencias en el diseño de las estaciones del Metro de Berlín. Hay paredes  adornadas con azulejos de color naranja y otras con lozas azules. Asimismo, cada estación se dedida a un específico tema.

Se recomienda ir con ropa de abrigo pues al circular con un vagón descubierto y bajo la tierra, el frío puede ser algo molesto. De este modo, el viento sopla bastante fuerte, especialmente en el tramo de la línea U9, que está erigido de forma casi completa sin curvas y donde el tren llega  hasta 70 kilómetros por hora. No obstante,  los tramos más fríos se encuentran al apsar por debajo del río Spree. La ruta acaba tras  un túnel helicoidal en la estación Alexanderplatz.

Dejar una respuesta

Tu dirección de email no será publicada. Campo requerido *